Un niño con Autismo corrige al Museo de Historia Natural de Londres

Un niño con Autismo corrige al Museo de Historia Natural de Londres

Fuente: BBC.com

El Museo de Historia Natural ha admitido que uno de sus dinosaurios estaba representado incorrectamente después de que Charlie, un niño de 10 años, les comunicara el error.

Charlie, un niño británico de 10 años, es un fanático de los dinosaurios, y tiene síndrome de Asperger.  Sus padres lo llevaron a él y a su hermano a una visita nocturna al Museo Natural de Londres el 21 de julio pasado para que pudiera disfrutar de su afición.

Allí, mientras que otros niños se dedicaban a jugar a “la caza del dinosario”, Charlie prefería empaparse de la información que le brindaba el museo y se dedicó a leer los carteles

Representación de oviraptor

con los detalles de cada uno de los animales, su clasificación, sus costumbres y sus representaciones.

El oviraptor caminaba sobre dos patas y el protoceratops sobre 4.

Y entonces, Charlie, descubrió un error:  En un dibujo etiquetado como “oviraptor” había, sin embargo, representada la figura de un protoceratops. La diferencia más notable a simple vista entre estas dos especies es que el oviraptor caminaba sobre dos patas y el protoceratops sobre 4.

Charlie hizo saber a sus padres que el dibujo era incorrecto, algo a lo que sus padres en un principio no dieron mucho crédito porque, al fin y al cabo, se encontraban en el Museo de Historia Natural, pero dada la insistencia de su hijo lo pusieron en conocimiento de un miembro del personal. Y resultó que Charlie tenía razón.  Un portavoz  del museo confirmó que la galería de dinosaurios había sido “reformada varias veces” y “se ha cometido un error”.

Cartel erróneo del Museo de Londres

El día 25 de Julio, Charlie recibió una carta del Museo de Historia Natural que decía:

 “Querido Charlie:

Te escribo para agradecerte que nos comunicaras el error que descubriste en nuestra exposición de dinosaurios cuando nos visitaste. Tenías razón: el cartel no etiquetaba correctamente al oviraptor.
He hablado con el equipo de exposición y nuestro paleontólogo, el profesor Paul Barret, y van a modificar el cartel.
Gracias por habernos informado. Confiamos en que tu entusiasmo por la paleontología continúe.
Esperamos verte de nuevo.

Muchas Gracias”

BOTON MÁS NOTICIAS

 

 

 

 

 

En primera persona: ” Mi historia al haber sido diagnosticada tarde de Asperger”

En primera persona: ” Mi historia al haber sido diagnosticada tarde de Asperger”

Fuente: Autism Speaks

Melissa Koole es una modelo Holandesa que vive y trabaja en Nueva York y ha compartido en la web Autism Speaks cómo fue descubrir que tenía  Síndrome de Asperger a los 19 años.

Melissa, que anticipa al principio de la historia que no es extraño que los diagnósticos de Asperger sean tardíos y menos tratándose de una mujer,  explica que le resulta muy raro hablar de lo que significa crecer teniendo este síndrome, por que ella no lo supo hasta los 19 años.

Creció en Holanda, en un ambiente seguro y estable, rodeada de naturaleza y animales con los que podía jugar después de clase, fascinada con ellos, con las plantas, los árboles y las enciclopedias. Era la típica chica que conocía el nombre de los animales raros, y la no tan típica que comía hierba para conocer cómo se sentían sus compañeros herbívoros.

A la edad de 9 años se empezó a dar cuenta de que no era una niña común.  Empezó a sentir que no pertenecía a este mundo. Incluso disfrutando a la hora de socializar con otras personas y tener amigos, empezó a sentirse aislada cuando todos hacían grupos y ella se quedaba fuera.

Melissa incluso llego a autolesionarse al no entender que todos sus esfuerzos por encajar tuvieran tan poca respuesta.

A los 12 años, al cambiar al instituto, decidió que eso no se iba a repetir, y para ello, estudió el comportamiento de los otros chicos mayores que ella, por lo que la pubertad, que ya es difícil para todos, para ella lo fue un poco más.

Como muchas personas con Autismo (y sin él) empezó a ser acosada en el instituto y sintió como todo su mundo se hundía.  Melissa incluso llego a autolesionarse al no entender que todos sus esfuerzos por encajar tuvieran tan poca respuesta.

En la universidad las cosas no fueron a mejor. Coger un autobús lleno de gente dos veces al día le causaba mucho estrés, se sentía paralizada e impotente, y se volvía una persona cero comunicativa, con la mirada perdida. Se dio cuenta de que.

 Pero ahora sé que incluso con un trastorno, eres capaz de aprender, adaptarse y crecer.

Y esa ayuda llegó en forma de diagnóstico: “Me sentí tan aliviada cuando recibí mi diagnóstico… Finalmente no era sólo un bicho raro, en realidad pertenecía a un grupo de personas que eran simplemente diferentes. Me dio claridad, pertenencia, tranquilidad y apoyo.”

No todo fue sencillo desde entonces ya que, como reconoce “Tuve mis momentos duros mientras luchaba con la cuestión de lo que Asperger significaba para mí, y si me definía, sobre todo cuando decidí trabajar como modelo. ¿Sería realmente capaz de viajar por el mundo  sin ningún sentido de estabilidad? Pero ahora sé que incluso con un trastorno, eres capaz de aprender, adaptarse y crecer.

En dos años reconoce que se ha vuelto mucho más  confiada, social, flexible y relajada de lo que nunca pensó que podría ser… ” Y aunque mi vida puede ser más difícil y desafiante,” afirma, “nunca cambiaría nada porque ser yo es impresionante.

BOTON MÁS NOTICIAS

 

 

 

 

CicerOn: Realidad virtual como terapia

CicerOn: Realidad virtual como terapia

Gracias a su capacidad de inmersión, la realidad virtual es utilizada en la terapia de diferentes trastornos

Indra, Fundación Universia y U-tad, Centro Universitario de Tecnología y Arte Digital, firmaron el pasado año un convenio de colaboración para la creación de una Cátedra de investigación en Tecnologías Accesibles, cuyo primer proyecto, CicerOn: VR speech coach, es una aplicación que, a través de técnicas inmersivas de realidad virtual, permitirá a las personas con síndrome de Asperger entrenar su interacción con otras personas y la exposición en público de diferentes materias.

El proyecto CicerOn, que desarrollan investigadores, doctores y estudiantes de U-tad, hará posible la práctica de hablar en público, de forma que ayudará a estas personas a disminuir el miedo, ansiedad, fobia o rechazo que les provocan estas situaciones, a adaptarse a ellas y, de esta forma, a mejorar su desempeño tanto educativo como profesional.

Se podrá utilizar con gafas de visión estereoscópica y un smartphone, alternativa accesible, de bajo coste y sin una instalación compleja

La aplicación permitirá al usuario interactuar con avatares virtuales a través de técnicas de gamificación, dinámicas de juego en entornos no lúdicos. La dificultad irá aumentando poco a poco en los diferentes niveles, según se vayan incorporando interacciones, interrupciones, ruidos, etc., logrando que el usuario mejore las exposiciones y el contacto y comunicación con su audiencia.

Para facilitar el uso de la solución, se podrá utilizar con gafas de visión estereoscópica y un smartphone, alternativa accesible, de bajo coste y sin una instalación compleja, que facilitará al usuario tener este entrenador virtual en su propia casa. Otra opción será su utilización a través de un dispositivo de realidad virtual con mejores prestaciones que genere un entorno virtual más inmersivo y realista, accediendo al entorno virtual con el mando de una videoconsola.

El proyecto aún está en desarrollo y esperamos tener más información que dar de él muy pronto. Por ahora, nos dejan con este vídeo de lo que han avanzado en el último año:

 

BOTON MÁS NOTICIAS
5 Personas con Autismo vencen al mercado laboral

5 Personas con Autismo vencen al mercado laboral

Fuente: vozpopuli.com

Francisco Cámara , de Afanya, y con un grado medio en Sistemas microinformáticos y redes indica: “Discapacitados o no, todos debemos de tener una oportunidad laboral”.

Acceder al mercado laboral no es tarea fácil, pero el cometido se convierte prácticamente en misión imposible para las personas con Trastorno del Espectro del Autismo .Las cifras así lo muestran. De las 450.000 personas con Autismo en España, se calcula que el 80% en edad de trabajar están desempleadas.

No importa el nivel de estudios o idiomas que tengan, lo primero que se les evalúa en una entrevista de trabajo es su discapacidad. “Hay muchos mitos alrededor del Autismo. Se nos confunde con personas peligrosas o problemáticas, pero nada más lejos de la realidad, somos fáciles de tratar”, explica Darko Díaz, un madrileño de 26 años con Asperger, licenciado en Historia por la Universidad de Alcalá de Henares, quien asegura no haber podido trabajar dentro de su sector. “Me encantaría trabajar como profesor algún día, pero mientras llega la oportunidad trabajo como recepcionista para clientes business del aeropuerto de Barajas”, manifiesta.

Darko es uno de los pocos que ha conseguido dejar a un lado el paro y pasarse al otro lado de la estadística. Una oferta laboral dirigida específicamente a discapacitados fue su suerte. Y es que toda empresa mayor de 50 trabajadores está obligada a contratar a un 2% de personas con discapacidad. Sin embargo, estas obligaciones no se cumplen. “Recurren a medidas alternativas, como aportar dinero a las fundaciones, que viene muy bien pero estaría mejor que contrataran a los chavales”, apunta Natalia Hernando, psicóloga y preparadora laboral de  ADISGUA.

“Recurren a medidas alternativas, como aportar dinero a las fundaciones, que viene muy bien pero estaría mejor que contrataran a los chavales”, apunta Natalia Hernando, psicóloga y preparadora laboral de  ADISGUA.

A esta traba se le une otra: la mejor aceptación social a las discapacidades físicas. “La sociedad, por ignorancia o discriminación, prefiere a las personas con discapacidades físicas porque las mentales les hacen sentirse inseguros”, comenta Cristina Paredero, con Autismo de 26 años y en búsqueda activa de empleo pese a contar con un grado en secretariado y un buen nivel de inglés. En la misma situación se pronuncia Nicolás Serra, de 22 años y sin trabajo, quien reflexiona: “Las empresas deberían luchar por la mayor igualdad posible a la hora de ofrecer puestos de trabajo”

En la actualidad, el Autismo es una realidad que afecta a 1 de cada 100 niños en Europa y a 1 de cada 68 en Estados Unidos, según las últimas estadísticas. Se trata de un número que ha ido  aumentando significativamente en los últimos cuarenta años . Desde la Confederación Autismo España explican que es posible que este aumento se deba a “una mayor precisión en los diagnósticos y un mayor conocimiento por parte de los profesionales”.

Lo cierto es que las personas con Asperger o TEA pueden mostrar aptitudes muy positivas para el desempeño laboral como puede ser “la puntualidad, la atención a los detalles y la persistencia en la realización de tareas”, enumeran desde la Fundación Ángel Rivière, donde cuentan en plantilla con un joven con Asperger, Miguel Aulló, de 29 años y licenciado en Psicología por la Complutense. “Se tiene una concepción muy errónea sobre la incapacidad del autismo. Está demostrado que podemos integrarnos perfectamente en un empleo”, comenta.

Asociaciones y organizaciones coinciden en lo mismo: es necesaria una mayor concienciación social acerca del autismo

Tanto es así que en España hay una consultora informática de origen danés, Specialisterne, cuya plantilla está compuesta 100% por personal con Síndrome de Asperger. “Son personas con mucha tenacidad, memoria y competencia visual. Muy perfeccionistas en su trabajo, convirtiéndose en verdaderos especialistas de la materia que traten. Para todos los trabajos de software, tratamiento de datos y documentación, estas capacidades hacen que su rendimiento sea superior a la media del resto de la población”, afirman.

La única diferencia es que estos empleados necesitan de un coach laboral que les ayude a ir superando ciertas dificultades en la comunicación y la interacción social. “Solo necesitan una hora a la semana de soporte”, concluyen. Guillermo García, valenciano de 29 años, es uno de los 57 trabajadores de Specialisterne. Al terminar sus estudios de Informática, decidió trasladarse a vivir a Madrid para encontrar un empleo. Ahora lleva un año y medio en la empresa y está “muy contento”. Su compañero en la empresa recién llegado, Francisco Cámara , de 23 años, y con un grado medio en Sistemas microinformáticos y redes indica: “Discapacitados o no, todos debemos de tener una oportunidad laboral“.

Carta abierta de un joven con asperger víctima del acoso escolar

Carta abierta de un joven con asperger víctima del acoso escolar

Alejandro Gómez es un joven de 21 años que tiene síndrome de Asperger y debido a ello (o no, porque a la crueldad nunca le faltan motivos) sufrió incomprensión y golpes desde los 6 años que le llevaron incluso al hospital.

A lo que antes no se le ponía nombre, ahora se le conoce como acoso escolar o bullying y es un motivo de preocupación para padres, educadores y autoridades, pero para los que los sufren, es motivo de terror incontrolable.

Este gallego con Síndrome de Asperger ha decidido exorcisar sus demonios en una carta abierta que reproducimos a continuación en la que cuenta su experiencia. Y dice así:

“Ha llegado el día en el que quiero desnudarme, dejar todo aquello que cubre mi cuerpo encima de la verdad y mostrarme tal y

alejandro gomez

Alejandro Gómez

cómo soy, sin más.

Las decisiones requieren tiempo, tanto tiempo como despojarse de lo que pesa, de lo que estorba, de lo que molesta… Pudiera parecer que el tiempo es nuestro enemigo, pero no lo es. A veces, se vuelve compañero de viaje, aliado de la razón, socio de un futuro tan incierto cómo prometedor… Y mientras me voy deshaciendo de la ropa vieja, de los trapos rotos, el tiempo se encarga de tapar las cicatrices de unas heridas que ya no duelen, pero que sólo yo he vivido, que sólo yo noto.

Y mi cuerpo esconde los golpes recibidos, las burlas sin sentido, las palabras necias que he oído y las lágrimas provocadas por quienes yo llamaba amigos…

Era demasiado pequeño para comprender la crueldad, donde cada juego tenía un perdedor y ese, siempre era yo. No acertaba en entender que ocurría, por qué era igual cada día… No quería ser el verdugo, pero tampoco la víctima.

Recuerdo que a los seis años y sin poder entenderlo, se mofaban hasta de que mi padre hubiera muerto. Decían que se había ido porque no me soportaba, porque se avergonzaba de mí y cada noche salía a la ventana y esperaba que él me dijera que no era así. Y no encontraba consuelo, parecía tener en mi contra también al cielo… Llegué a maldecir al destino con el corazón hecho añicos, sólo quería jugar, reír, vivir tranquilo

-Mierda!- pensaba… Sólo soy un niño!!!

La entrada al colegio era un sufrimiento, una agonía, una pesadilla, morir en cada intento… Sonaba el timbre y no caminaba, volaba… y corría bajando de tres en tres las escaleras, sabiendo que no era buena idea… Terminaba en el suelo, pisoteado, atemorizado, muerto de miedo. Aquellos segundos se hacían eternos, me ponía en pie como podía y volvía a correr y entre zancadillas, volvía a caer… Sólo buscaba estar a salvo, fuera de peligro y entre insultos corría a casa, buscando cobijo. Los que me querían de verdad, no querían que volviera y yo solo quería alguien que me entendiera. No quería que me pegaran, solo quería ir al colegio, soñaba con que todo acabara y que sería uno entre ellos. No quería que fueran mis enemigos y no quería darme por vencido, solo pretendía que fueran mis amigos. Pero no, no lo di conseguido, me hicieron perdedor sin haberme conocido.

Una de las palizas me llevó al hospital. Golpes, ataque de pánico y crisis grave de ansiedad. Perdí el habla, la noción del tiempo y también el miedo a los médicos. Tuve que dar detalles sobre aquellos niños, con nombre y apellidos. Todo acababa con un principio. Eran demasiado pequeños para imputarles un delito…. Y yo? Yo sólo era también un niño!!!!!!

El acoso escolar no es precisamente un juego de niños, de niños es una infancia donde te aceptan, donde eres querido…

Bullying lo llaman los mayores, los que no lo han vivido. Las víctimas, queridos amigos, no sufren solo los golpes, sufrimos y respiramos el peligro. – Hay acaso una excusa que convenza, que justifique el maltrato? Al agresor? Al que lo consiente? Al que hace que no ve, que no escucha, que no siente? Al valiente? Sí, la falta de empatía, la omisión del deber, la pobreza en la educación, el no ponerse en el caso de que un día otro puede ser yo. No hay excusa, no hay motivo, no hay razón! Puede ser porque alguien que sea gordito, porque lleve gafas, porque es feo, porque es diferente o porque les da la gana. Por qué fui yo? Que motivo hizo que mis amigos se rieran de mí, me acosaran, se burlaran, se convirtieran en mis verdugos, en mis enemigos?

En mi caso lo tenían fácil… Yo era diferente. Yo era Asperger. Más que suficiente. Demasiado débil. El Síndrome de Asperger no es una enfermedad, es una manera de ser, simplemente. Es cierto que me costaba más que a los demás cosas tan simples como correr, escribir, entenderlo todo a la primera vez… Pero no busqué nacer con estas características, estoy orgulloso de ser quién soy y cómo soy. De no haberme rendido nunca, de creer en mí, de haber llegado hasta aquí. Y de haber cerrado las heridas, de no vivir de cicatrices, de ser el dueño de mi vida, de haberle echado tres pares de narices. Soy diferente, sí. Y qué? Pero soy igual a ti, a ti, a ese y aquél.

No soy especial por lo que la vida me ha quitado, soy especial porque soy yo y por lo mucho que valgo. Nadie conseguirá detenerme, ni robarme los sueños, ya me robaron sin poder defenderme, la felicidad de ser pequeño.

No lo olvidéis nunca, nadie sabe lo que siente el que siempre pierde. No consintáis que alguien crea que ésa, fue su suerte, la mía fue haber sembrado alegría por el camino y repito, nunca darme por vencido… y hoy, tener el doble, el triple de grandes amigos. Nunca defendáis el acoso escolar, no giréis la cabeza, que hay quien muere de pena y quien se mata por tristeza.

Yo, no.

Porque soy especial! .Y porque tuve los que otros no nunca tendrán… Mucho amor!!!!

Gracias, muchas gracias!”

Podéis acceder en este link al blog donde esta carta fue originalmente publicada

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies