La Dra.  Patricia Hernández Jusdado expuso esta ponencia el  29 de mayo de 2017 en el Aula Magna del Hospital General Universitario Gregorio Marañón Madrid.

Este año, dentro de la VIII Jornada Autismo Y Sanidad: Comorbilidad, Salud Mental y TEA, la primera ponencia y la que justamente daba nombre a la jornada, corrió a cargo de la Dra. Patricia Hernández Jusdado. presentada por Antonio Losa, miembro de la Junta Directiva de la Federación Autismo Madrid.

La Dra. Hernández, quiso empezar estableciendo la diferencia entre “comorbilidad” y “diagnóstico diferencial”, que es el tema de la ponencia que posteriormente abordaría la Dra. Mara Parellada.

En el caso de la Comorbilidad Psiquiátrica, destacó que en alrededor de un 70% de las personas con TEA existe un trastorno comórbido, pero que hay pocos estudios en adultos que aborden esta temática con la suficiente profundidad o con la metodología adecuada.

Por otro lado, explicó que la exploración y el diagnostico son complicados de realizar debido a las dificultades de comunicación de las personas con TEA, por ejemplo las que presentan algunas personas con Autismo a la hora de reconocer y explicar sus emociones.

Dentro de la comorbilidad en Autismo, la Dra. Patricia destacó el trastorno depresivo, el trastorno de ansiedad, el trastorno obsesivo compulsivo, el trastorno bipolar y la esquizofrenia.

Patricia Hernández, también aprovechó parte del tiempo de la ponencia para hablar de las consideraciones del tratamiento farmacológico, del que aclaró que es imprescindible que sea individualizado y las opciones que se toman en cuenta para su elección, haciendo hincapié en que hay que tener en cuenta los efectos secundarios por la implicación en el funcionamiento de las personas con TEA, la tolerancia y la dependencia que muchos de estos fármacos pueden conllevar.

En su ponencia, la Dra Hernández mostró un estudio en el que se cifraba que entre el 50%  y el 75% de las personas con TEA tiene discapacidad intelectual

Por último, la doctora hizo un repaso por las tasas de mortalidad, mostrando estudios que llegan a establecer una diferencia de casi 20 años entre las personas con TEA y la población general. En estos estudios se habla deL número de muertes por complicaciones médicas (especialmente epilepsia) o accidentales (menor noción de riesgo con desenlace mortal).

Además, otro estudio establece que la vida media de las personas con TEA también se ve afectada por el grado de discapacidad intelectual de las mismas, siendo la esperanza de vida menor cuanto mayor es el grado de discapacidad.

Para acabar nos ofreció un último y preocupante dato: el número de muertes por suicido, principalmente en individuos de alto funcionamiento, con lo cual, aseguró, es fundamental este dato y que el profesional lo incluya dentro de su exploración psicopatológica.

Queremos dar las gracias a la Dra. Patricia Hernández por acompañarnos en esta Jornada.

Puedes disfrutar de la ponencia completa en este vídeo:

BOTON MÁS NOTICIAS

 

 

 

 

 

 

 

Te puede interesar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This