Las actividades de Ocio y Tiempo Libre cumplen una función de vital importancia dentro del desarrollo de las personas con y sin discapacidad, además de constituir un derecho fundamental de todas las personas.

 

A través de las actividades lúdicas de carácter artístico, deportivo, de relajación, culturales, etc. en entornos específicos y en entornos normalizados, las personas con TEA pueden ejercer su poder de autodeterminación y de identidad social.

El Ocio supone un complemento a la labor educativa y asistencial de las personas con Autismo. Realizar actividades lúdicas en grupo permite afianzar el desarrollo de las habilidades sociales, la interacción con otras personas y el medio que le rodea, generalizar los conocimientos a diferentes contextos, promover su autonomía persona y la posibilidad de elección, mantener los aprendizajes académicos y  los hábitos básicos de higiene y alimentación,  y sobre todo disfrute de momentos de alegría y disfrute personal.

El Ocio y Tiempo Libre está al servicio de las personas con Autismo y sus familias,  de este modo se consigue además mejorar las condiciones ambientales familiares y sociales tan importantes para el bienestar de las personas con TEA.

Por último, no hay que dejar de resaltar la necesidad de eliminar las barreras sociales, económicas y también culturales que puedan dificultar la práctica normalizada de estas actividades. Con todo conseguiremos mejorar la calidad de vida de las personas con Autismo y sus familias.

Te puede interesar...
Share This