El Director de la Federación Autismo Madrid, Christian Loste, ha señalado, en una rueda de prensa celebrada con motivo del Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo, que uno de los principales retos para las personas con Autismo y sus familias es avanzar en un diagnóstico cada vez más precoz (anterior a los 18 meses de vida) para poder garantizar la atención temprana de estos niños y garantizar su máximo desarrollo. Por otra parte, cuestiones como el copago farmacéutico están afectando de lleno al sector del autismo por lo que es necesario que la sociedad y las administraciones se sensibilicen para posibilitar unas condiciones justas y equitativas.

La Federación ha insistido también en que la educación debe ser más inclusiva. Muchos niños y niñas con autismo no son bien comprendidos por sus compañeros ni por sus educadores, y hay que hacer esfuerzos para que estos niños pasen a formar parte efectiva de la comunidad escolar y no estén condenados a la exclusión. Los recursos existentes deben mantenerse a toda costa y no deben recortarse horas de apoyo, maestros especializados o recursos educativos al servicio del alumnado con necesidades educativas especiales.

En este sentido, la Federación Autismo Madrid considera que hay que continuar trabajando para conseguir una mayor formación en el campo de los trastornos del espectro del autismo (TEA), una mejora y aumento en los recursos de ocio, tiempo libre y respiro familiar para las familias de las personas con autismo, y la ampliación de servicios y recursos en el ámbito de la vida adulta. Otros retos y desafíos son el envejecimiento activo y la planificación de recursos para el futuro, pues existe  hoy una generación numerosa de niños y niñas con autismo que llegarán a la edad adulta en los próximos 10-15 años y para los que deben diseñarse ya hoy los servicios que mañana necesitarán.

Para terminar, Loste remarcó que, «una familia con algún miembro con TEA está sometida continuamente a la misma tensión, que la que soportan los soldados cuando se encuentran en el frente de batalla».

En el acto también estuvo presente la Directora General de Servicios Sociales de la Comunidad de Madrid, Carmen Pérez Anchuela, quien recordó que la Comunidad de Madrid cuenta con una red de atención social de 21.000 plazas públicas, y adelantó que uno de los principales retos de la administración madrileña es llevar a la práctica el Plan de Acción Regional para específico para personas con Autismo, que contempla muchas medidas para la inclusión de este colectivo y la atención hacia sus necesidades más imperiosas, con la necesaria transversalidad entre distintas consejerías (educación, asuntos sociales o sanidad).

Manuel Gimeno, director de la Fundación Orange, quiso acompañar también a la Federación en la rueda de prensa y recalcó el servicio público que esta Fundación está desarrollando al facilitar la investigación y desarrollo de tecnologías que favorezcan la comunicación en el seno de este colectivo, así como con la realización de acciones de sensibilización, como la realización del corto de animación “El viaje de María”, del dibujante Miguel Gallardo

Por su parte, el presidente de la Confederación de Autismo de España, Antonio de la Iglesia, fue el encargado de clausurar el acto con la lectura de un manifiesto en el que se reclama el derecho a la inclusión en la sociedad de las personas con Autismo y su participación social activa.

Te puede interesar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This